Proyectos

Educ.ar

Artículos por Temas

Fundación Varsavsky
Avenida Bruselas 7, Planta 3
28100 Alcobendas
Madrid, Spain


El blog político de un emprendedor social


El homicidio y el suicidio son actos culturales

Luego de analizar las estadísticas de suicidios y homicidios país por país se ve que estos trágicos actos que parecen altamente individualistas son por el contrario actos culturales. Con actos culturales me refiero a que son típicos de una cultura. Por ejemplo, ser suicida en Jamaica es algo rarísimo, altamente original, atípico, no forma de la cultura, casi nadie se suicida. Pero ser asesino en Jamaica es lamentablemente bastante común. Lo mismo ocurre en Colombia o a la inversa en Japón o Suiza, donde ser asesino es culturalmente rarísimo pero ser suicida es tristemente común. Ahora lo interestante es entender por qué en Latinoamérica y en Africa en general es tanto más común el homicidio que el suicidio mientras que en Europa del Norte y Este es al contrario: el suicidio es mucho más común que el homicidio. Supongo que habrá mucho escrito sobre este asunto, pero a mi se me ocurren unas hipótesis, en las que puedo estar equivocado, pero las comparto igual.

Una idea es que en los países del norte de Europa la gente es más responsable culturalmente, se cree más dueña de su destino y cuando las cosas le salen mal, muy mal, se autoculpan, y en casos extremos se suicidan. En países como El Salvador, Honduras, Jamaica o Guatemala, que tienen las tasas de asesinatos más altas del mundo, la reacción típica ante la adversidad no es auto culparse, sino imaginarse a otro como el responsable de sus males, y de ahí a la idea de eliminar a este supuesto causante del dolor hay un corto trecho.

También se podría hablar de la cultura de la manía y la cultura de la depresión. En los paises exaltados, como Brasil, Venezuela y Jamaica, la gente tiende a asesinar, en los paises depresivos, como Suiza, Hungria, Lituania o Japón, la gente tiende a suicidarse. Recomiendo referirse a las estadísticas enlazadas arriba para ver los cómo los contrastes culturales son enormes.

Por otro lado, también existe una correlación alta entre el nivel económico de los países con tendencia suicidas en el que el producto bruto per capita es alto y bien distribuido y la educación es alta y generalizada en la población, y los países con tendencias asesinas, en el que hay mucha desigualdad en riqueza y educación. Pero curiosamente no todos los países pobres tienen muchos asesinos: Los países pobres donde hay muchos asesinos son los africanos y latinoamericanos; los países pobres de Medio Oriente y Asia, curiosamente, son países que combinan pobreza con tasas de homicidio muy bajas. De esto se concluye que no hay países ricos que no tengan una tasa alta de suicidio, pero sí hay países pobres que no tienen altas tasas de homicidio. Estos están todos en Asia y Medio Oriente, lo que de vuelta demuestra que el suicidio y homicidio son actos muy predeterminados con la cultura. Los países pobres pero con culturas milenarias, como las asiáticas, tienden a tener menos asesinos.

Termino haciendo un comentario dirigido hacia mis lectores españoles. España es un país insular, muy insular aún, globalizado en la economía pero insular en lo cultural. Frecuentemente en mis blogs se critican mis comentarios del tipo “en USA” tal o cual cosa pero “en España” otra o “en Alemania” otra, pero la realidad es que, cuando uno estudia estadísticas, se ve que las culturas son estadísticamente diferentes. No se trata de tener prejuicios, se trata de haber vivido y construido empresas en muchos países y ver las diferencias que se manifiestan a todo nivel, incluyendo actos que podrían ser tan poco culturales, actos que tendrían que ser el colmo del individualismo, como el asesinato y el suicidio.

Publicado el 23 noviembre, 2010

Una Respuesta a “El homicidio y el suicidio son actos culturales”

  1. Rosa Dice:

    Soy una asidua seguidora tuya, tus comentarios son originales y tu intención creo que es honrada,¡cuántas cosas se podrían cambiar en este mundo!, sin duda la educación es la clave, te apoyo en este tipo de proyectos. A mi me va la cultura asiática , creo que tenemos mucho que aprender de ellos,aunque tampoco idolatrarlos.
    Un fuerte abrazo para ti